Cómo conseguir un ambiente perfecto en la habitación de tu bebé
Consejos para ganar calidez en el hogar
21 febrero, 2020
Siete pasos para una limpieza a fondo en el hogar
30 marzo, 2020
Mostrar todo

Cómo conseguir un ambiente perfecto en la habitación de tu bebé

Llega un nuevo miembro a la familia y os pasáis el tiempo pensando en su seguridad y su bienestar, en su comodidad dentro de la casa, que es donde un bebé pasa más tiempo en sus primeros meses de vida. La paternidad conlleva el cambio y la transformación constante de nuestras vidas. Por eso vamos a daros algunas recomendaciones para hacer que la atmósfera donde se encuentre el bebé sea la mejor.

Los primeros días en casa serán los más difíciles, porque no contaréis con el asesoramiento de médicos ni enfermeras. Pero no desesperéis. Unos cuantos trucos harán que el ambiente sea todo lo deseado para el nuevo miembro de la familia. En primer lugar, acordaos de lo importante que es mantener la casa ventilada para evitar que se acumulen bacterias, y limpia para evitar que el polvo o el humo puedan afectar a su salud. La humedad es otro factor que es importante controlar, por la sensación térmica y por la ayuda que supone para la respiración del niño. Entre el 40% y el 60% es el nivel ideal de humedad, según los expertos, que debe tener el ambiente de la habitación del bebé. También se debe mantener la temperatura regulada, evitando el calor excesivo. La temperatura perfecta de día se encuentra entre los 21 y 24 grados, mientras que de noche debe estar entre 18 y 20 grados, pues en ese tiempo el bebé se encuentra más arropado y caldeado por su propio cuerpo.

La luz será una importante clave a tener en cuenta, ya que los ojos de los recién nacidos son más sensibles a la luz. Por eso, lo ideal es instalar en su cuarto persianas y cortinas que puedan regular la entrada de luz. Por la noche, una lámpara quitamiedos hará que puedas comprobar su estado sin necesidad de encender las luces principales. También los ruidos fuertes deben evitarse.

Además, la habitación del bebé es donde pondremos toda nuestra ilusión en la decoración y donde podremos ocuparnos por completo de su bienestar, por lo que es tan importante seguir una serie de pautas. Empezamos por la cuna. ¿Dónde colocarla? Sitúala en un lugar fijo, en un espacio en el que no haya corrientes de aire ni entre excesiva luz. Coloca junto a ella un sillón. Será más fácil para vosotros en la temporada de lactancia y para hacer que el bebé se duerma.

En cuanto a los colores, es mejor no usar colores vivos y estridentes, que afectarán al estado de ánimo del pequeño. Los colores deben proporcionar un ambiente cálido y relajante. Algo a tener en cuenta también para la elección de los textiles. Colecciones para bebés como la de Pirulos, de La Huerta, os permitirá encontrar vuestro color preferido y siempre con una colección completa. Edredón, protector, cojín, saco nórdico, sábanas, capas de baño o arrullo de punto, serán algunos de los textiles que necesitaréis. Dentro de Pirulos, podéis echar un vistazo a la colección “Osito star” con gamas de color azul, rosa y lino.

En cuanto a los detalles, juega con elementos naturales. La madera, el mimbre o el esparto ganan protagonismo en las nuevas tendencias. Opta también por cortinas de materiales naturales como el algodón o el lino como las que encontrarás en La Huerta Valenciana. La habitación ganará en calidez.