Decoración de Nochevieja y planes de Año Nuevo
Encuentra en el shabby chic tu estilo propio
28 diciembre, 2020
Las 4 claves del estilo farmhouse
17 enero, 2021
Mostrar todo

Decoración de Nochevieja y planes de Año Nuevo

Ya esperamos la Nochevieja, algunos con más ganas por poner fin a este año tan lleno de infortunios. Y para animarnos en estas fiestas, aunque nuestros grupos de invitados estén limitados en cada casa, qué mejor que poner un poco de especial atención en la decoración de la última noche del año. También os daremos unos cuantos consejos para poner en orden el hogar y empezar bien el 2021.

Al haber pasado las principales fiestas de Navidad, el árbol y los adornos navideños ya hacen que nuestra casa resplandezca. Por eso, debemos centrarnos en los detalles para recibir el nuevo año. El comedor y el salón serán nuestros principales objetivos en esta misión de Nochevieja, y las mesas de la cena y de centro nuestros propósitos especiales. Empezamos por los colores. Si sientes una devoción única por los tonos oscuros, estás de suerte, porque en Nochevieja se llevan más que nunca. Crea en la mesa un ambiente íntimo y acogedor con negro, azul o verde oscuro, borgoña… Elijas mantelería o menaje oscuros, ten en cuenta siempre que debes contrastarlos con colores claros, como el blanco o los metalizados. Para no recargar en exceso la mesa, utiliza como máximo tres colores principales.

Si prefieres no arriesgar, hay combinaciones de colores con los que puedes hacer que tu mesa luzca más ideal que nunca. Puedes decorarla solo con blanco y dorado para tener una mesa realmente festiva. ¡El espacio brillará!También puedes utilizar el trío de blanco, dorado y negro para un toque elegante y lujoso, o el blanco, negro y colores rojos y granates para un remate alegre. Elijas lo que elijas, recuerda que en La Huerta tenemos la mantelería perfecta para ti, fundamental para vestir la mesa en esta fiesta. En cuanto a los detalles, no olvides cubiertos y platos especiales, un buen centro de mesa, velas por doquier para ambientar e incluso guirnaldas de luces LED. Utiliza una bonita cristalería y detalles de vidrio para que la luz de las velas refleje y todo brille por sí solo. Dispón también en la mesa de centro, la que será protagonista de las campanadas, un centro propio. Y si te apetece, prepara cerca de la tele una mesa con aperitivos y las doce uvas para cada uno. Será el toque único que falta para una reunión distendida entre la cena y la medianoche.

Una vez pasada la Nochevieja, es momento de crear un plan de orden para empezar bien el año. Después de deshacernos de los últimos restos de las celebraciones de diciembre, toca proponernos nuevos retos. El orden y la limpieza son hábitos diarios que hay que trabajar. Empieza por mentalizarte con que es necesario descartar y eliminar cosas de los espacios cada cierto tiempo, ya que tendemos a la acumulación. Dos reglas mágicas: dona o tira unas diez cosas cada mes, y busca un sitio para cada cosa –y cuando la uses vuelve a dejarla en el mismo lugar-. ¿Por dónde empezar? Comienza por categorías –libros, ropa, zapatos, detalles decorativos…- y ves descartando lo que no vayas a usar. Encuentra un lugar para cada cosa y ordena. Otro truco fácil para aparentar orden es intentar despejar las superficies de la casa, con no más de tres objetos en cada una si es necesario. El cambio será enorme. Intenta también dedicar quince minutos cada día al orden del hogar para que te resulte más fácil. En los armarios, intenta ordenar por colores, doblar en vertical para ahorrar espacio, y comprar perchas iguales para toda la ropa. El efecto será sorprendente.
Fíjate también en los detalles que desordenan tu casa sin que apenas te des cuenta. ¿Has contado cuántas bolsas tienes en la cocina? Te quitan espacio y orden. Quédate con las que necesitas de verdad y deshazte del resto. Las cajas de aparatos electrónicos y electrodomésticos tampoco te van a servir. Tíralas sin miedo. ¿Y esas revistas y periódicos que se acumulan en el salón y que dejaste para leer más tarde? Decide si realmente vas a volver a abrir sus páginas, y lo que no vayas a leer, ¡al reciclaje!

¿Otro propósito de nuevo año? Deja la casa ordenada antes de acostarte y la ropa preparada para el día siguiente. Tu sueño será más ligero… ¿Te animas